Homeopatía para Mascotas. Veterinaria Homeopatía

Homeopatía para mascotas en Barcelona, homeopata veterinaria. N. col. 5373. Consultas online y presenciales


Deja un comentario

Cómo dar homeopatía los animales

La homeopatía se suministra generalmente en gránulos, tubos que contienen 50 gránulos.

Normalmente en los tratamientos se dan dos gránulos por toma, a no ser que se indique otra dosis.

Los gránulos los pueden comer tal cual, o se pueden diluir y dejar en el agua de beber si es que deben tomar ese remedio en repetidas ocasiones durante el día.

Muy cómodo es diluir 5 gránulos en frascos de vidrio oscuro, goteros utilizados habitualmente en las flores de bach, de 30 o 60 ml. Se ponen 5 gránulos, se añade agua y se deja que se diluyan, este gotero se guarda en la nevera para conservarlo. Es importante darle unos golpecito al gotero, agitarlo bien antes de dárselo al animal, para dinamizar el remedio. Se llaman sucuciones, agitar y golpear suavemente con la mano. Del gotero se dan 2 ml en la boca.

En ocasiones se vende en comprimidos,  que se toman oralmente o también diluidos en goteros, el proceso es el mismo que el anteriormente descrito, se ponen dos comprimidos y se llena de agua.

Hay laboratorios que suministran remedios en ampollas, que se pueden inyectar o beber.

 

Anuncios


Deja un comentario

Alimentación natural para perros y gatos

Ultimamente, cada vez más en consulta me encuentro casos de perros y gatos con problemas digestivos. Problemas digestivos como tales o problemas dervivados de mala absorción de alimentos, intolerancias, intoxicación y alergias alimentarias.

En ocasiones cuando se analizan las causas si que se ve relación entre el entorno y la enfermedad pero en otras ocasiones lo que ocurre es que existe una clara intoxicación, irritación continua y diaria del epitelio gástrico e intestinal, lo que lleva a inflamación y mala absorción, en el mejor de los casos.

La alimentación seca de nuestras mascotas, con piensos compuestos por un equilibrado – desequilibrado conjunto de hidratos de carbono, proteina, fibra… está cada vez más lejos de lo que el aparato digestivo propio de perros y gatos debe comer.

Históricamente, los piensos nunca formaron parte de la dieta canina y felina, sino que han subsistido y prosperado a través de presas vivas, carroña, y los restos que pudieran obtener. Solo han sido introducidos a alimentos procesados ​​en los últimos 80 años.

Los gatos y perros son claramente carnívoros, es evidente. Sus dientes, intestinos y fisiología digestiva están perfectamente diseñados para comer, digerir y sobretodo para nutrirse con una alimentación carnívora.

Los perros tienen mandíbulas articuladas y poderosas junto con caninos y dientes carnosos de forma triangular para rasgar y desgarrar la carne y aplastar los huesos.

No tienen los molares típicos moler el material vegetal o un estómago de cuatro cámaras para la digestión lenta y la fermentación de carbohidratos complejos (almidones de plantas y granos), como las vacas.

Tienen un estómago grande, tracto digestivo corto y ciego muy pequeño, indicativo de consumir grandes cantidades de alimentos ricos en proteínas en un corto período de tiempo y para la digestión rápida y la absorción rápida de nutrientes.

En la naturaleza, estos canidos normalmente pueden pasar muchos días entre sus comidas.

La alimentación que se formula en la mayoría de los piensos incluye una gran cantiad de hidratos de carbono, menos cantidad de proteina y en muchas ocasiones proteina de origen vegetal que la digieren con bastante gasto energético.

Las enfermedades crónicas degenerativas, las enfermedades autoinmunes, las alergias, los riñones, el páncreas y las enfermedades hepáticas son cada vez más comunes y las tasas de cáncer continúan aumentando.

Mi recomendación es clara, y es lo primero que hago cuando me consultan, en la medida de lo posible se debe cambiar la alimentación, una alimentación natural, basada en sus necesidades específicas, es la base para iniciar la recuperación.

Y tanto en animales enfermos como en los que no lo están aún.

Sigo pensando y manteniendo que a los animales hay que tratarlos como tales, con respecto y mantener su dignidad.  como animales.  En el trato, entorno y alimentación.

Ellos no son omnivoros como nosotros, y sus alimentos nunca fueron secos.

 

 


Experiencias de un veterinario homeópata

Experiencias de un veterinario homeópata

Hace ya bastantes años que me dedico como veterinaria homeópata para el  tratamiento de enfermedades en animales y he visto un montón de cosas y casos muy interesantes, pero sobre todo me gustaría contar mi experiencia con la homeopatía desde el punto de vista de una veterinaria.

Se que hace tiempo, la medicina homeópata esta en desprestigio, yo no se muy bien por qué, porque la vivo cada día y veo como funciona, me pregunto muchas veces por qué, debe haber motivos que a mi no me interesan, a mi me interesa la salud.

Las personas que me llaman, me preguntan, “funciona la homeopatía en animales?”,  “si ellos no piensan”, me dicen. Bueno yo siempre respondo algo parecido, la respuesta de los animales a las situaciones que vivimos son las mismas que los humanos, son respuestas biológicas, respuestas que nos saltan solas ante problemas como la supervivencia, falta de comida, falta de cariño… sentimiento de soledad, los miedos, el territorio, la reproducción. Ellos viven estas situaciones igual, su cuerpo reacciona igual que el nuestro.

Claro que en los humanos, cerebro sobre cerebro, se añaden capas de complicación y enredo.

Claro, yo entiendo que durante muchos años se ha querido explicar la homeopatía como placebo, entonces lógicamente cómo va a funcionar en animales.

Desde mi punto de vista no es un placebo, yo solo trabajo con homeopatía y otros tratamientos alimentarios, alimentación natural, agua de mar y sobretodo tratar de identificar en el entorno elementos que ayuden a los animales a dejar de tener los problemas que les hacen enfermar.

Como decía, hay muchas llamadas, digamos que los más escépticos no creo que llamen ni que estén desesperados, no creo que busquen más opciones que las convencionales, sean o no una solución definitiva.

Sin embargo hay personas que no tiene un criterio cien por cien definido, y llaman para tratar de hacer todo lo posible y salvar la vida de su compañero. Estas personas igual no conocen la homeopatía, pero prueban casi cualquier cosa para llegar a curar a su animal. A veces, me temo, es tarde, he atendido llamadas de personas a las que su animal moría a las pocas horas de hablar, y es que también hay que entender que la homeopatía es una medicina, no es magia. No funciona si el animal esta muy enfermo y debilitado. Es lo que en homeopatía se llama la energía vital, si no hay, no hay nada que hacer, si ha llegado su hora a veces solo podemos ayudarlos a morir en paz.

En otras ocasiones, las personas no habían probado antes la homeopatía ni para ellos ni para la familia, y gracias a los resultados obtenidos acaban utilizándola.

Y hablar es importante, decir que antes de tratar a animales intento explicar a las personas que según el tipo de enfermedad, y sobretodo, lo cronificada que esté, a veces cuesta trabajo resolverla, e incluso curarla. A veces se tardan meses e incluso años en tratar algunas enfermedades, lo que es seguro que los síntomas van mejorando, que hay que tener paciencia y fijarse en cómo está el animal. Hacer un buen seguimiento.

En mi caso, es raro que llegue un animal con alguna enfermedad aguda, me refiero a enfermedades como una diarrea, tos, heridas, otitis primaria, dermatitis primaria, conjuntivitis, etc. Me llegan pocos casos así, normalmente me llegan casos complicados, en los que no ha habido solución con la medicina convencional y están con medicación de por vida o enfermedades graves como tumores, insuficiencia cardíacas, diabetes, síndrome cushing etc.

En todos los casos, bienvenidos, me encanta trabajar con animales, me gustaría que siempre tuviera opciones, a veces no las hay.

Cuanto antes se busque una alternativa es mejor, hay más terreno sobre el que trabajar, no solo existe un tipo de medicina, ojalá hubiera tenido tiempo en ocasiones, ojalá.

Quiza haya escrito demasiado, no se, al final lo único que quiero decir es que no solo hay una opción y que cuando se tienen unos síntomas lo primero que hay que hacer es tratar de entender qué ocurre y qué remedios se pueden poner para dejar de tenerlos.

Soluciones hay muchas, no solo una.

Origen: Experiencias de un veterinario homeópata


1 comentario

Hamer también para animales, nmg, homeopatía y agua de mar

Gracias Alicia por decribir el trabajo que hago y por compartirlo.

https://aliciaenlaluz.wordpress.com/2016/10/25/hamer-tambien-en-animales/

Desde que, hace muchos años, comencé a estudiar la visión de la enfermedad del Dr. Hamer, no he cesado de investigar y de tratar de contrastar las distintas dolencias humanas con la teoría de Hamer, obteniendo siempre muy satisfactorios resultados.

Aplicar esta forma de entender la enfermedad ha traído a mi vida y a la de los que me rodean una gran comprensión acerca de la forma en la que la naturaleza actúa, siempre naturalmente, procurando el mayor bien de los organismos.

Por supuesto, siempre entendí que esta visión de la enfermedad también era aplicable a los animales y, naturalmente, a nuestras queridas mascotas. Sin embargo, hasta ahora no había encontrado ningún experto que lo practicará en su clínica.

Gracias a la gran labor de Alish, de timefortruth, ha llegado hasta mi el vídeo que más abajo incluyo, en el que presenta a la veterinaria Cristina Fenoy Cassinello.

Esta veterinaria, además de ver la enfermedad como un conflicto en la vida del animal y su posterior solución, utiliza de forma habitual la homeopatía y el agua de mar para tratar a los animales

Tal y como ella explica, a los homeópatas no les valen los síntomas físicos, necesitan saber los sentimientos más profundos que mueven a personas y animales, aunque en estos últimos sea bastante más difícil encontrarlos.No obstante, con una gran dosis de paciencia, intuición y observación se suele llegar a tomar conciencia del conflicto que provocó el desencadenamiento de la enfermedad.

Cristina Fenoy respeta por encima de todo la libertad de los animales, así como su parte salvaje, entendiendo que al vivir a nuestro lado, nos ceden una parte de si mismos que, en algunas ocasiones puede hacerles enfermar.

La convivencia con un animal doméstico va mucho más allá de los cuidados habituales que les damos a nuestras mascotas. Como seres con una mayor conciencia deberíamos poner sus necesidades instintivas por encima de nuestros apegos emocionales, ya que cualquier animal que viva con nosotros pondrá a prueba nuestra capacidad de amar incondicionalmente.

Aquí os dejo otra forma, muy diferente, de entender los cuidados y la vida en común con nuestras mascotas.

 

 


Deja un comentario

Breve charla: enfermedades crónicas en perros y gatos

Si os apetece asistir podeis hacerlo, es una charla gratuita en Barcelona, en la sede de Plutal 21 sobre las enfermedades crónicas en perros y gatos, desde el punto de vista de la homeopatía.

 

Es necesario inscribirse en:  http://plural-21.org/post/jueves-12-de-mayo-conferencia-enfermedades-cronicas-en-perros-y-gatos

Un abrazo y nos vemos ¡

 

Cristina

 


Deja un comentario

Otra vez en duda, la homeopatía

Leyendo las últimas nocticias es una pena que no sepamos aceptar que no hay una verdad absoluta.

A veces da la sensación de que el miedo bloquea todas las acciones de avance y de cambios. De conseguir una medicina más global e integral que mire a los pacientes en su todo, no solo en un síntoma que produce la enfermedad. Buscar una curación completa, total y real, no solo mitigar síntomas y dolencias físicas.

Hahneman debío ser un medico fantástico, observaba a sus pacientes de forma completa, y valoraba sobretodo sus síntomas mentales y a través de ahi solucionar la enfermedad. ¿qué hay de malo en eso? ¿cuál es el miedo? el miedo quiza a encontrar una curación completa.

No hay más ciego que el que no quiere ver.

Dicen que la homeopatía no funciona, otros dicen que es un placebo.

A mi no se me ocurre valorar una enfermedad sin tener en cuenta el conjunto del paciente, el paciente en sí y en entorno en el que vive y se desenvuelve, en el que conflictua, el ambiente que le hace adaptarse mejor o peor a las situaciones. Cómo es, cómo está (en que situación) y que le está provocando la enfermedad. Si no conoces estos datos es muy difícil que puedas avanzar.

Yo la utilizo hace años y funciona, vaya si funciona.

Hoy en día somos muchos los medicos, veterinarios, psicólogo y terapeutas que la utilizamos y estamos convencidos de su funcionamiento.

No todo en nuestro cuerpo funciona con la materia, es como que queremos negarnos a la existencia de una energía que justamente se encarga de mover la materia. La homeopatía es energía, la energía que mueve los conflictos, que nos ayuda a resolver los conflictos.

Ahora es otra universidad que elimina uno de sus masters en homeopatía y pone en duda su funcionamiento. que pena si hay gente que quiere aprender ni siquiera pueda tener la opción de aprenderlo bien. Es una pena.

Sigo pensando que es miedo, como una caza de brujas…

Nada, ahí seguiremos, no como un acto de fe, sino con plena consciencia.


2 comentarios

Sobre la castración

Mucha gente me pregunta sobre la castración de perros y gatos, yo sinceramente no lo comparto, hay una corriente exagerada.

Solo se justifica la castración cuando existe real necesidad por enfermedad grave o determinados motivos que puedan obligar a llevarnos a ello.

No entiendo ni comparto la castración de jóvenes perros y gatos por el simple motivo de que sea más fácil, cómodo y llevadero convivir con ellos.

Desde el punto de vista del animal, una castración es una castración completa, es cierto que así conseguimos que el animal se adapte mas a los requerimientos de los dueños, si es hembra no tiene el celo y si es macho bajamos su carácter territorial, si es que lo tiene. Pero eliminamos de raíz todo instinto, todo órgano y hormona relacionado.

Sobre este tema se pueden dar tantas razones, tantas vueltas sobre lo que es mejor o peor. Desde luego no hay duda, para el animal lo mejor es no castrar. Pero por medio hay muchas motivaciones, muchas de ellas económicas e intereses que por desgracia están por encima de los propios animales.