Homeopatía para Mascotas. Veterinaria Homeopatía

Homeopatía para mascotas en Barcelona, homeopata veterinaria. N. col. 5373. Consultas online y presenciales

Las 5 leyes biológicas y el confinamiento explicado a través de los animales

1 comentario

Escribo los comentarios sobre el video emitido en Plural-21.org el 26 de marzo de 2020, que esta tarde volverá a emitirse y queradá en el canal de https://www.twitch.tv/plural_21/videos

Me presento: Soy Cristina Fenoy veterinaria homeópata, estudiosa de la nueva medicina del Dr. Hamer y  socia de plural 21 hace unos cuantos años, los suficientes para conocer su espíritu libre, independiente y combativo.

Me asocié porque quería agradecer a esta asociación que me pusiera en contacto con algunos temas que de otra manera no habría conocido. En la asociación hice un extenso curso de dos años sobre Hamer y la nueva medicina, este curso y su excelente profesor, me abrieron los ojos a una mejor  comprensión sobre la vida, la enfermedad y la muerte, y desde entonces aplico estos estudios, y compruebo día a día en los animales cómo funciona la nueva medicina, no falla, me permite conocer mejor a los animales que trato y saber por qué enferman y como ayudar a sus cuidadores a que se recuperen (si es posible) modificando algunas situaciones en su entorno. Intentando hacerles entender las situaciones que provocan las enfermedades que desarrollan sus mascotas.

¡Os animo a asociaros con Plural-21.org¡ es importantísimo porque así haremos que esta asociación siga trabajando de manera independiente, como hasta ahora.

Todos los que me conocen un poco siempre me dicen que todo lo acabo comparándolo con los animales… será deformación profesional, para mí siempre ha sido más fácil entenderlos  a ellos que a veces a mí misma. Y a través de ellos he aprendido tanto, que creo que esos ejemplos ayudan a entender a los demás y las situaciones que vivimos.

Hay una básica y fundamental de la que deberíamos aprender todos  y es que ellos viven en el presente, viven el día a día de una manera pasmosa y poderosa.

Claro que hacen conflictos que pueden ser graves y complicados por tener que vivir en situaciones difíciles durante temporadas largas y claro que tienen recuerdos de traumas gravados en su inconsciente  y le producen a veces respuestas automáticas que no entendemos, pero su forma de vivir el momento es apasionante, su forma de resolver a veces es increíble y a veces hasta brutal.

Esta mañana escuchaba a un psicólogo en una radio que explicaba que durante estos días es normal sentir angustia, inquietud, miedo, rabia e indignación. Explica que son emociones primarias, vamos de esas emociones que también tienen nuestras mascotas.

Su recomendación justamente era la de tratar de vivir el presente, no proyectarnos al futuro porque genera angustia y miedo. Trascribo “aceptación es la palabra mágica que permite transformarse”.

Hablaba por supuesto del miedo, la inquietud, ansiedad y de la sensación de soledad, de la que hablaré más adelante.

Las emociones primarias existen por algo, el miedo existe porque nos ayuda a protegernos y sobrevivir ya que nos alerta de un peligro frente al que debemos actuar.

La sensación de soledad nos aflije porque como mamíferos que somos sabemos que la protección de la manada es importante.

Las 5 leyes biológicas y el confinamiento explicado a través de los animales, así es como se llama este encuentro en el que intentaré explicar, desde mi experiencia en animales confinados, los programas biológicos que pueden iniciarse en una situación así

Me piden que hable sobre los programas que se pueden iniciar en una situación como la que estamos viviendo en estos momentos de alarma y confinamiento, he tratado animales que han vivido situaciones parecidas (me atrevería a decir hasta que peores) y se me ocurre hablar de algunos animales que proceden de protectoras, y por favor no confundir su grandísima labor, no la critico en lo más mínimo, pero debido a su situación, la mayoría los animales se encuentran “confinados”, como nosotros ahora ¡¡¡

Por ello explicaré casos que he visto y tratado, y que cada cual haga su propia interpretación y extrapolación a lo que está viviendo.

Comienzo con la Amenaza en el territorio, Tos de las perreras, esta enfermedad se conoce así, tal como dice el nombre: Tos de las perreras. Se caracteriza porque los perros muestran síntomas de tos seca, se trata de una traqueobronquitis, la medicina veterinaria “oficial” lo define y explica de la siguiente manera:

“una infección muy contagiosa que se produce en lugares donde hay concentración de perros y cursa con síntomas respiratorios. La tos de las perreras es una patología de carácter vírico, altamente contagiosa, que acostumbra a producirse por el virus de la parainfluenza (PIC) o por el adenovirus canino tipo 2, agentes que debilitan el tracto respiratorio y, como consecuencia, facilitan la entrada de bacterias oportunistas como la Bordetella bronchiseptica (Bb), produciendo una infección bacteriana y empeorando el estado clínico del animal. No obstante, también se han dado casos en los que se ha desarrollado la enfermedad por la única presencia de la bacteria. Así mismo, estas no son las únicas causas de la tos de las perreras, ya que también se han registrados casos producidos el herpesvirus e, incluso, por el virus causante del moquillo canino.

De esta forma, vemos como esta patología afecta directamente al sistema respiratorio, produciendo en él una infección que puede ser más o menos grave, en función de los agentes que actúen, las condiciones externas y el tiempo que lleve el perro contagiado.

Una vez contagiado, el perro empezará a experimentar una serie de síntomas claramente identificables. La manifestación más característica de esta patología es la aparición de una tos seca, ronca, fuerte y constante.

En los casos más avanzados, la tos puede ir acompañada de una ligera expectoración de las secreciones depositadas en el sistema respiratorio por los gérmenes patógenos.

El decaimiento, el malestar general, la falta de apetito y de energía son otros de los síntomas de la tos de las perras más comunes.

Y si aparecen infecciones secundarias, es posible que el perro presente fiebre, debilidad, secreción ocular y/o nasal, dificultad para respirar, etc.

En los perros que provienen de perreras, criaderos o tiendas de mascotas, expuestos a condiciones estresantes, es posible que la traqueobroniquitis infecciosa canina derive en una pulmonía.”

ASI es cómo se explica, y no es por nada, pero el proceso y síntomas son muy similares a esta enfermedad actual ue nos tiene a todos en casa confinados.

SIN EMBARGO, Hamer explica este proceso de una manera bien distinta, que a mi sinceramente me encaja mucho más que la eterna teoría infecciosa, porque las situaciones que vivimos y cómo nos adaptamos o nos resistimos  a ellas son las que producen síntomas y enfermedades.

Hamer explica que todo programa tiene un sentido biológico, esta es la base, las cosas no pasan por nada, ocurren porque es necesario que nuestro cuerpo reaccione frente a situaciones en las que debe reaccionar. Eso significa “sentido biológico”, se produce una respuesta orgánica para ayudar en el proceso en que cada uno se encuentre, ayudar a los sistemas a proveer de más nutrientes y energía si lo necesita, para huir, atacar, reproducirse, cazar y proveerse de alimentos, etc. Un sentido biológico de pura supervivencia propia y de la especie.

Así pues, si yo soy un conejo que salgo de mi madriguera para alimentarme he de estar muy atento a cualquier ruido o situación que me alerte de algún depredador y si es así, salir corriendo con suficiente fuerza, energía y destreza para que no me atrape. Así pues cada vez que el conejo sale de la madriguera se inicia un programa biológico de supervivencia.

Estos son procesos del día a día, al que el conejo está acostumbrado ya que si vida es esta, el tema podría cambia si aparecen elementos que alteran la rutina y normalidad a la que nuestro ser está acostumbrado. Por ejemplo, imaginad que aumenta la población de zorros en una zona determinada… lo conejos estarán sometidos a un estrés extra porque se verán perseguidos (atacados y devorados) lo que podría hacer que en esa zona los conejos sufrieran alguna enfermedad.

Mi intención en esta charla no es dar una clase magistral de la nueva medicina del Dr. Hamer al completo, es explicar los procesos de la enfermedad más en concreto sobre el confinamiento.

Solo decir que la nueva medicina se basa en las 5 leyes biológicas que definió el dr Hamer, leyes que explican todos y cada unos de los procesos que muestran desequilibrios en la salud.

Si decir que la primera ley define por qué se inicia un programa biológico y que efectos produce y donde del organismo, la segunda ley define el proceso completo de la enfermedad, desde que se inicia hasta que termina, la tercera desarrolla los diferentes tipos de enfermedad y sus efectos en las diferentes partes del cuerpo, la cuarta profundiza en la solución de los conflictos y la quinta, que me encanta, es la quinta esencia, que después la detallaré un poco.

La Primera ley biológica natural nos dice que

Cada programa biológico especial se inicia por un DHS, por una situación vivida difícil, dramática y  vivida en soledad. El programa biológico se activa en tres niveles: psique, cerebro y órgano correspondiente.

Una situación:

  • Inesperada
  • Súbita y aguda
  • Dramática
  • Vivida en soledad

En el momento del DHS (shock) el conflicto biológico determina la localización de donde ocurrirá el programa biológico que se activa, tanto en el cerebro (conocido como el foco de Hamer) como en el órgano correspondiente

El desarrollo y evolución del programa biológico (SBS) desde que se activa hasta que se resuelve se desarrolla igualmente en los tres niveles: psique, cerebro y órgano.

Volviendo al ejemplo de la tos de las perreras, si un perro se encuentra encerrado en una jaula y no puede salir, y no es su territorio, puede iniciar un programa biológico de supervivencia, que le ayude a sobrevivir a esa situación de amenaza y peligro.

El perro, al no encontrarse en su territorio, se puede encontrar rodeado de otros perros que no conoce y no sabe si son amigos o enemigos, al estar enjaulado si aparece un peligro no puede salir huyendo e incluso no puede defenderse, aparecen personas que le ofrecen comida, pero no las conoce y no sabe si puede confiar en ellas, es posible que haya tormentas, ruidos que no sabe identificar y le generan miedo… es sí, todo es una situación de amenaza.

Recordemos que el miedo es una reacción primaria, nos pone en alerta sobre una situación peligrosa en la que debemos actuar y por ello se activa los sistemas que hace que podamos actuar: Huir o atacar.

Así pues aparece inquietud, nerviosismo, camina de un lado a otro del recinto, apenas come, duerme mucho menos de lo normal, es posible que muestre cierta agresividad y ladre o intente marcar o se esconda en alguna esquina pero con actitud amenazante.

Hamer explica concretamente que miedo en el territorio amenazado inicia un programa biológico específico, trato de resumirlo para que sea más sencillo de entender, un conflicto que dispara los sistemas de alarma del individuo, activando el SN simpático, ya que como hay un peligro en nuestro territorio  hemos de estar preparados para huir muy rápido o hacerle frente también muy rápido. Por esta razón, como todo conflicto activa diferentes centros, estamos más activos, alertas, atentos a cualquier cambio. Pero también se activa nuestro cuerpo para prepararlo en caso de huida o defensa, y cómo lo hace nuestro cuerpo, ¿cómo reaccionaría nuestro cuerpo frente a un enemigo del que hay que huir o hacerle frente? :

Prepara sus músculos, necesitan aporte extra de energía (vamos a requerir mucho oxígeno, recordemos que el oxígeno es necesario para transformar la glucosa en energía en el interior de las células, recordemos que lo nutrientes deben transformarse en energía y eso se realiza por medio de unas reacciones químicas que terminan produciendo energía), para llevar más aporte de oxígeno a nuestros células y huir o estar más fuertes, los bronquios “tratan de hacerse más grandes” “tratan de ganar una mayor luz en el tubo, un mayor diámetro” para que el aire llegue en mayor cantidad a los pulmones y de ahí al resto de cuerpo. Para que los bronquios se hagan “más grandes” con una mayor luz, el programa biológico hace que en esta fase de conflicto activo se ulcere el epitelio bronquial, así se gana espacio y mayor entrada de aire.

Internamente el epitelio de los bronquios ha disminuido de tamaño para crear mayor diámetro en el tubo.

A más dure esta situación de alarma, los síntomas se pueden hacer crónicos y la solución del conflicto puede ser más dura. Es decir, al resolver el miedo y situación de alarma cuando nos relajamos, el cuerpo comienza a restaurar el epitelio bronquial generando síntomas, al principio de tos seca con algo de flema, después más flema y mucho cansancio y necesidad de descanso y horas de sueño. Y, como todo, estos mismos síntomas nos pueden generar miedo y hacernos pensar que estamos enfermos,  lo que hace que se reinicie el programa de miedos … se puede llegar a convertir en un círculo vicioso. Es por ello muy importante conocer bien los síntomas en la fase de curación, y acompañar a este proceso de curación con los medios de los que dispongamos.

La gravedad del proceso depende de cómo encare cada uno la situación, depende del nivel de tensión y miedo que cada uno viva. Por esta razón se observan cuadros muy simples y otros muy complicados.

No solo es el supuesto “agente patógeno x”, estamos viviendo una situación que genera por sí mismo este programa biológico.

En el caso de que este perro encuentre un nuevo hogar, este problema se resuelve, depende de lo grave que haya sido esta situación para el perro en cuestión y de cuanto haya durado el conflicto la recuperación será más o menos larga y más o menos grave.

En la fase de solución se regenera el epitelio de los bronquios, en esta fase aparece inflamación de la zona, moco, flema, fiebre, tos productiva, mucho agotamiento pero a animal se le ve tranquilo. Si el perro sufrió una situación de miedo terrible es posible que resuelva con una neumonía… sobre todo si se añadió un programa  (del que hablo más tarde) colectores.

La tos de las perreras no solo se presenta en perros que han estado en perreras, a veces hay perros que viven situaciones asfixiantes y desarrollan esta misma enfermedad.

Este ejemplo lo he incluido porque es fácil de entender y de poder comparar con algo que podría ocurrirnos a nosotros. Al fin y al cabo somos mamíferos con característica biológicas muy, muy similares.

Pero hay un programa que puede iniciarse también durante esta situación, muy claro de entender  y es un programa muy importante porque hace que las soluciones de otros programas, que concurren a la vez, sean lentas y graves. Se trata del abandono, el conflicto de prófugo o del refugiado, y como todo programa tiene un sentido biológico de supervivencia: cuando una persona se siente abandonada, sola, aislada se siente como pez fuera del agua, se activa un programa muy arcaico del tronco cerebral que nos ayuda a sobrevivir si nos encontramos en un medio diferente al nuestro, solos y aislados y ni siquiera sabemos cuándo podremos volver a beber agua. El programa activa este mecanismo de supervivencia. Es un mecanismo de acción fisiológico algo complejo, no lo voy a detallar en exceso pero si explicar que los riñones comienzan a trabajar más de lo normal, se acumula el agua en nuestro interior, por todo el cuerpo, la cantidad de orina baja.

Esta situación que tiene esta respuesta biológica está diseñada para que no dure demasiado.

Esta acumulación de líquidos en nuestro cuerpo hace que otros conflictos que puedan haberse disparado sean más difíciles de resolver y si existe el miedo / amenaza en el territorio es muy posible que se produzca una neumonía más severa (por no hablar de nuestros queridos riñones que se encuentran trabajando en exceso, acumulando líquidos y toxinas que no son correctamente eliminadas).

El ejemplo más gráfico es cuando un pez queda fuera del agua e inmediatamente activa este programa para no deshidratarse y seguir nutriéndose a la espera de la siguiente ola que lo devuelva a su medio. Con las personas pasa lo mismo, cuando nos encontramos fuera de nuestro medio (ciudad, país, casa, territorio conocido…) y nos sentimos solos, aislados, incomprendidos, abandonados … podemos activar este programa y comenzar a retener líquidos.

Las emociones primarias existen por algo, la sensación de soledad nos aflije porque como mamíferos que somos sabemos que la protección de la manada es importante.

Volviendo a la tos de perreras, en los casos de animales abandonados es normal pensar que lo casos son más graves, imaginemos por un instante esa sensación del perro que es llevado en coche a un lugar lejano, el dueño le hace bajar y se va… ese animal que comienza a vagabundear con esa sensación de soledad y abandono y miedo.

La sensación de soledad en nuestra sociedad es muy común, siempre rodeados de gente pero con pocas personas con las que compartir, a veces ninguna. Y ahora confinados en casa con esta sensación de alarma, los que estamos en familia quizá no vivamos esta soledad igual que las personas que viven solas.

Hay otros programas, conflictos que pueden activarse en esta situación de encierro. Los más claros son estos, pero hay otros, por ejemplo:

  • resistencia a una situación que puede ser repulsiva
  • ¿aguantaré?¿podré con esta situación? Conflicto de desvalorización
  • ¿seré alimentado? ¿tendré suficiente alimento? (para nosotros esto se relaciona con ¿podré pagar las facturas a final de mes si no puedo trabajar como lo hacía?)
  • Conflicto de contrariedad o identidad: no nos gusta esta situación, resistimos a aceptarla y nos contraria. Afecta estómago/duodeno, fase de estrés y ánimo depresivo.
  • Conflicto de tener que poner límites (vejiga urinaria)

Cada uno de los conflictos generaría programas diferentes con diferente sintomatología.

Lo que está claro es que está situación nos afecta de una u otra manera, y si nos observamos bien veremos que algún síntoma podemos tener:

  • Algunos podemos mostrar Inquietud
  • Algunos dormiremos menos
  • Hay quien comienza a levantarse cada vez más tarde y se acuesta cada vez más tarde, eso son síntomas de depresión
  • Otros tendrán estreñimiento… retención de líquidos
  • Y otros necesidad de beber más líquidos
  • O todo lo contrario

Irritabilidad

Inquietud

No dormir bien

Estar alerta ¡¡¡

Situaciones de ansiedad, en ocasiones desesperación, depresión…

Y Ya que estamos buscando soluciones.

La solución definitiva se produce cuando se acaba el confinamiento y el resultado en la salud del animal depende de cómo haya vivido la situación, si ha sabido adaptarse a esa situación y no se ha resistido. A menos adaptación a la situación, a menos resistencia, a mayor aceptación menores síntomas.

A veces una situación no se puede resolver por sí misma y debemos tratar de minimizarla.

Debemos tratar de buscar la calma y el orden en estos momentos para poder resolver la situación con el menor impacto posible.

Por ejemplo, y por eso hablo de orden, es cierto que debemos llevar un orden en nuestro día a día porque el orden y cotidianidad da paz a nuestra mente consciente e inconsciente. Tratar de levantarnos por la mañana, a una hora temprana e iniciar una rutina de actividades en función de la situación de cada uno. Una rutina que incluya, ejercicio, respiraciones, meditación o rezos, buena alimentación, lecturas y los que deban trabajar, trabajar. Acostarse a una hora temprana y no alargar la noche.

Recordemos que los ciclos noche día son muy importantes, marcan en nuestro cerebro los momentos de actividad y descanso, y el descanso es básico para regenerar el cuerpo.

Debemos analizar cómo nos sentimos, analizar el por qué nos sentimos de esta manera y qué podemos hacer para encontrarnos mejor y disminuir la sensación que tengamos.

Y ya con el trabajo de tratar de ser conscientes de que algo nos ocurre y tratar de analizarlo, ya solo con esto, estamos identificando el problema y estamos minimizándolo.

Recordemos que pensamos que la parte consciente la gestionamos, la inconsciente no. Existen alertas y avisos que se guardan en el sistema automático de respuesta, y a veces debemos entendernos con estos automatismos. Por eso, si tratamos de buscar la paz para poder adaptarnos a la situación, quizá consigamos enviar mensajes a nuestro inconsciente de calma y podamos minimizar las consecuencias. Y si es posible ni tenerlas.

Muchos de nosotros estamos meditando y / o rezando, respirando porque estamos vivos y que no se nos olvide respirar. Respirar conscientemente ayuda a una buena oxigenación pero también habla con nuestro inconsciente con una señal clara: estoy vivo.

Rezar y meditar es básico en el síndrome de colectores porque nos ayuda a entender que no estamos solos y debemos confiar.

Estos días deberíamos atender poco o nada a la prensa y noticias, activan los miedos.

Así pues, estando en una situación de alerta lo que debemos hacer es tratar de mitigar miedos y no cultivar un terreno propicio a una agravación si es que de repente aparecen síntomas respiratorios. Es decir, NO abonemos el terreno, tratemos de minimizar la situación de alerta y miedo en el territorio.

Se trata de enviar mensajes al inconsciente no con palabras sino con acciones.

Y como final, y volviendo a lo que soy, veterinaria y amante de los animales

Volvemos al uno de los ejemplos:

Si llega un caso de tos de las perreras, la verdad no me preocupo del tipo de “bicho” (bacteria o virus) que lo provoca, observo los síntomas, cómo está el perro, miro y busco las causas que originan estos síntomas respiratorios, observo si ha vivido situaciones de miedo o amenaza en el territorio y si siguen existiendo dichas amenazas.

Si el conflicto es pasado, busco los medicamentos homeopáticos que le pueden ayudar y les digo a sus propietarios: debe acompañar a su perro en el proceso de curación, debe aportarle calma y paz porque el perro necesita descansar, ofrecerle buenos alimentos y que se encuentre en un ambiente tranquilo, nada de discusiones delante del el, nada de gritos ni situaciones que puedan asustarle.

Dar confianza, cariño, buenos alimentos, hacer que su adaptación sea buena y rápida a su nuevo entorno.

En el caso de que el perro continúe en una situación de amenaza, en conflicto activo, intento explicar este proceso, al que me quiera escuchar y pueda intervenir en finalizar esa situación de amenaza.

A menudo esa amenaza son continuas discusiones entre los miembros de la familia.

Por favor no discutan y si lo ha de hacer nunca delante de sus mascotas o hijos.

Y volviendo a Hamer, describo la quinta ley:

Quinta Ley Biológica Natural

Es la quinta esencia, indica que nada en la Naturaleza en sí mismo es maligno, cada conflicto (cada DHS) inicia un programa biológico especial que ayuda al organismo a resolver dicho conflicto y vivir en armonía con su entorno.

La tendencia de la vida es vivir, la vida tiende a la vida. Y si se producen cambios en nuestro entorno la tendencia será adaptarnos a dichos cambios para sobrevivir.

El problema es, a veces, la resistencia que ponemos ante situaciones que no nos gustas en nuestra vida.

En ocasiones se trata de ver cómo nos adaptamos a posibles cambios en el entorno, a cómo luchamos contra situaciones que no nos gustan y a veces las queremos cambiar pero no podemos y debemos aceptarlas y modificar nuestra forma de vida o enfermar.

El cuerpo no puede estar siempre en lucha, no se puede remar siempre contra corriente, a veces hay que dejarse llevar y corregir levemente el rumbo. No hablo de claudicar pero si definir estrategias de acción con aquello está en nuestras manos.

Y para finalizar vuelvo a las notas del psicólogo que escuche esta mañana:

“aceptación es la palabra mágica que permite transformarse”

Autor: homeopatía y bienestar

Homeopatía Veterinatia A través de la homeopatía, utilizando los remedios que la materia médica nos ofrece tratamos de buscar el bienestar de cuerpo y alma. cfenoy@gmail.com Estoy en Barcelona, Calle Vía Augusta con Travesera de Gracia. Escríbeme. Me encantan los animales

Un pensamiento en “Las 5 leyes biológicas y el confinamiento explicado a través de los animales

  1. Pingback: Artículo de Cristina Fenoy: Las 5 leyes biológicas y el confinamiento explicado a través de los animales – plural-21.org

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s